Los coordinadores de la muestra de cortos Somos Muchas y Valientes nos hablan de su undécima edición, que un año más tendrá como objetivo visibilizar el trabajo de las mujeres en el audiovisual.

https://filmand.es/wp-content/uploads/2019/12/ambos.jpg
25 Mar 2019
Laura R. García y J.A. Bermúdez
the nest

Este martes 26 de marzo la muestra de cortometrajes Somos Muchas y Valientes vuelve a la Sala El Cachorro. El objetivo de esta actividad es contribuir a la visibilidad del trabajo de las mujeres en el audiovisual. Está organizada por el colectivo Cámara Lenta en colaboración con el Centro de Documentación María Zambrano.

Somos Muchas y Valientes es una muestra no competitiva de cortometrajes con dirección femenina o que tratan diferentes cuestiones de género. A través de la proyección de estas obras se pretende valorar y visibilizar el trabajo de las mujeres en el audiovisual y contribuir así a reducir la brecha profesional de género en esta área.

Han pasado once años desde que se realizó la primera muestra de SMYV. Sin embargo, no han cambiado demasiadas cosas en el mundo del cine desde entonces. Sirva como ejemplo el hecho de que, a pesar de la importancia del movimiento #MeToo, especialmente en Hollywood, en la pasada edición de los Oscar no hubo una sola directora nominada (recordemos una vez más que hasta ahora tan solo una mujer, KathrynBigelow, ha recibido la estatuilla a la mejor dirección). Y es que las mujeres con derecho a voto en estos premios solo representan el 30% del total.

Pero el cambio está llegando, aunque más despacio de lo que nos gustaría. A pesar de todo, seguimos siendo muchas y valientes, como señala el nombre de la muestra.Para mostrar la presencia de las mujeres en el audiovisual y la diversidad en sus modos de contar, el Colectivo Cámara Lenta, en colaboración con  el Centro de Documentación María Zambrano del Instituto Andaluz de la Mujer, organiza una vez más esta proyección de cortometrajes dirigidos por mujeres. Esta edición del evento se celebrará el martes 26 de marzo a las 21:00h en la Sala El Cachorro (c/ Procurador, 19, Triana, Sevilla) y contará con la presencia de algunas de las responsables de las obras programadas.

Los cinco cortometrajes proyectados muestran diferentes realidades y puntos de vista, tanto en la forma como en el contenido:

Aldebarán (Alicia Díaz, 2016), 5’
Aldebarán es un viaje poético por la constelación de Tauro. Una animación en stop motion que la autora le dedica a su padre –el escritor Francisco Díaz Velázquez–. Esta obra ilustra así una selección de poemas de los libros Mínimas y Coplas y Coplas de Nadie.
Según explica Alicia Díaz: “Mi padre, nacido bajo el signo de Tauro, hizo suya la estrella Aldebarán –conocida como ‘el ojo del toro’–, la más brillante de su constelación y una de las más brillantes del cielo nocturno. La utiliza además como pseudónimo en algunos de sus textos de juventud. Esta es la razón por la que yo he escogido como título Aldebarán y, como hilo conductor de la presentación de los poemas, la constelación de Tauro”.

Adri (Estíbaliz Urresola, 2012), 16’
Tras años de duro entrenamiento en natación, Adri, la protagonista de este cortometraje de ficción, está ahora a las puertas de los campeonatos regionales, pero a dos días de la competición un inesperado suceso pone en peligro su participación.
Sometida al entusiasmo de su padre y a la presión del entrenador del club, Adri se ve obligada a buscar por sí misma las respuestas a todos los interrogantes que la acechan.

 

Victoria (Alejandra Perea, 2018), 8’
Victoria es una joven estudiante de medicina y la mejor amiga de Alejandra, la directora de este corto documental. Quedaron un fin de semana para pasarlo bien y grabarlo. Marta y Juanito, el resto del equipo, no conocían personalmente a Victoria, así que antes de salir de fiesta quedaron en su casa para hacer botellón y romper el hielo. Ya de madrugada, fueron a Fuengirola, a darlo todo en una de las discotecas favoritas de Victoria: así descubriremos todos cómo es una noche de fiesta con ella.

Luisa no está en casa (Celia Rico Clavellino, 2012), 19’
En el hogar de Luisa y Esteban, se ha estropeado la lavadora. Más allá del inicial desastre que supondrá esta avería doméstica, se acabará convirtiendo en la coartada perfecta de Luisa para romper con su lenta cotidianidad. Pero para su marido, la ausencia de lavadora implicará una ausencia aún mayor: Luisa ya no está en casa cumpliendo con su condición de ama de casa y esposa sumisa.
Es el primer corto de Celia Rico (directora sevillana que este mismo año ha estado nominada al Goya con su ópera prima en largometraje, Viaje al cuarto de una madre).

BetiBezperakoKoplak / Coplas de una noche sin mañana (AgedaKoplaTaldea, 2017), 5’
Valiéndose de la celebración de la víspera de Santa Águeda —una tradición vasca en la que la gente, acompañada de bertsolaris, se desplaza de casa en casa en un ambiente festivo cantando versos al ritmo de sus bastones—, la bertsolari Maialen Lujanbio hace una denuncia descarnada de la violencia de género. Verso tras verso, se denuncian las diversas manifestaciones de la violencia machista, así como nuestra imposibilidad de superarla.
Con la excusa de estas coplas, veinte jóvenes artistas dirigen una obra de creación colectiva, empleando diferentes técnicas de animación, bajo la dirección de Bego Vicario.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *