El Festival de Sevilla nos ofrece en su próxima edición un variado menú de cine andaluz, donde no falta el compromiso político, la música ni las grandes figuras de la cultura andaluza como Antonio Machado o El Selu. Escuchamos a sus directores y directoras hablar de sus obras en esta 17ª edición

https://filmand.es/wp-content/uploads/2019/12/avila.jpg
8 Oct 2020
Alejandro Ávila

El Festival de Sevilla nos ofrece en su 17ª edición un variado menú de cine andaluz, donde no falta el compromiso político, la música ni las grandes figuras de la cultura andaluza como Antonio Machado o El Selu. Desde la comedia de personajes al documental más indie, el panorama cinematográfico andaluz ha respondido con grandes dosis de talento y calidad al año más incierto de nuestras vidas. Escuchamos a su protagonistas, los cineastas, hablar de sus obras.

Llega la noche (Hilario Abad)

“Llega la noche cuenta cómo nos relacionamos con los fenómenos paranormales en nuestro día a día”.

 

Paco Loco: viva el noise (Daniel Cervantes)

“Hemos hecho la película siguiendo la filosofía de Paco, que defiende mucho la perfección espiritual. Le gusta mucho el ruido y a nosotros también, así que nos ha quedado una película muy grunge”.

 

El que la lleva, la entiende (Rocío Martín, El Selu)

Rocío Martín: “Esta película sale de la emoción que me provoca el carnaval, una disciplina cultural andaluza donde se mezcla el trabajo actoral, la música… Es la demostración de un proceso artístico muy complicado. Y Selu es un ejemplo de ese talento y humildad del carnaval de Cádiz”.

Selu: “Procedemos de un lugar muy precario, pero eso nos agudiza el sentido del humor y la ironía. Es un desahogo que no tienen en otros sitios del mundo”.

 

Ojalá mañana (Ignacio G. Merlo)

“Durante el rodaje, sucedió el milagro: dos amigos se enamoraron, tuvieron una niña y siete años más tarde se tuvieron que ir de Madrid. Hicimos una película para celebrar varias cosas”.

 

En vivo (Antonio Hens)

“En 2014, me quedé en paro y decidí seguir a un grupo de actores (porno). En este confinamiento decidí montarlo, pero no se nota mucho el paso del tiempo, porque no van vestidos. Detrás de esas cosificaciones que atribuimos a los actores del porno, hay un oficio muy complicado”.

 

Antonio Machado. Los días azules (Laura Hojman)

“Este documental quiere rendir homenaje al Machado dramaturgo, poeta, maestro, pero también que se convierte en un símbolo de nuestra historia, el proyecto de hombres y mujeres que pensaron que este país se podía mejorar mediante la cultura. El legado de Machado sigue estando muy vivo y explicando cosas de nuestro presente”.

 

Alameda 2018 (Rocío Huertas)

“La Alameda es un sitio que ha sido muy importante en mi vida y las personas que se dedican al cine. En un bar donde nos reuníamos de adolescentes, Las Sirenas, la productora Intermedia proyectó una película Bollaín. El Festival de Sevilla confió en nosotros para convertir este documental en una ruta audiovisual, lo montamos de manera no lineal. En el confinamiento me he dicho: voy a darle forma”.

 

A Friendly Fire (José María Millán)

“Es la historia de nuestro grupo. Fue una etapa muy bonita. Así que si queréis averiguar cómo se puede relacionar el alzheimer, el rock y un encuentro… nos vemos en el Teatro Alameda”.

 

Cabeza, corazón y mano (Miguel Paredes)

“Es el producto del seguimiento a un grupo de ganaderos y agricultores ecológicos durante cuatro años en el oriente andaluz, Almería y Granada, afectados por el abandono rural, la desertificación y la industria agroalimentaria. Son gente que intenta  que la tierra regenere y vuelva a ser productiva, un modelo que haga la vida más habitable”.

 

El inconveniente (Bernabé Rico)

“Hay un dicho en español: si la vida te da limones, haz limonada. Pues a nosotros, el coronavirus nos dio con limones en toda la cara. Retrasamos el estreno en el Festival de Málaga a agosto pasado, pero tenemos nuestro estreno retrasado al 27 de noviembre. Así que gracias por permitirnos hacer esta preciosa limonada en el Festival de Sevilla”.

 

Limbo (Antonio Rodrigo)

“Es un honor formar parte de esta programación con tanto nivel y propuestas tan interesantes. Es un impulso de esperanza. Limbo es un viaje a la memoria histórica y los campamentos. Un encuentro generacional, que refleja un hermanamiento histórico con el pueblo andaluz y saharaui”.

 

Mujereando. El quejío de una diosa (Carmen Tamayo)

“Es un documental que cuenta la realidad que viven las mujeres sin hogar. Queríamos visibilizar una realidad muy desconocida para la mayoría de la población, aunque está my presente en nuestras ciudades”.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *