Néstor Cenizo
Néstor Cenizo

Dice Juan Antonio Vigar, director del Festival de Málaga de cine en español, que cuando se despliega la alfombra roja frente al Teatro Cervantes, le gusta pensar que todos los malagueños estén esperando que eso suceda. Para algo así sirve, también, el Málaga de Festival (MAF), cuya edición de 2019 se ha presentado el viernes por la mañana. Decenas de actividades, hasta 152, desarrolladas en todos los distritos de la ciudad del 22 de febrero al 14 de marzo, para que cuando llegue el 15 de marzo y la inauguración de la 22ª edición del Festival de Málaga, toda la ciudad sienta ya el cine a flor de piel.

La presentación ha tenido lugar en el Cine Albéniz, y antes se han tomado las fotos de rigor: era difícil que cupieran todos. El motivo es que el objetivo del MAF se cumple. Lo programa Cristina Consuegra, y su objetivo es que la ciudad “viva en torno al cine”, según Vigar. Se trata de una avanzadilla del festival que pretende involucrar al tejido cultural de la ciudad en el festival, y lo está consiguiendo.

Ocurre, además, que la programación del MAF alcanza mayor altura a cada edición. Por nombres, la de este año destaca sobremanera: Emmanuel Lafont, Darko, Martirio, Juan José Téllez, Rosa Montero, Pastora Vega, Kiko Veneno, Ouka Leele o Alberto García Alix participan de alguna forma en el MAF, que se caracteriza por ser un evento multidisciplinar. Y junto a ellos, decenas de individuos o colectivos del tejido cultural malagueño, como Villa Puchero Factory, La Casa Amarilla, Cochera Cabaret o Vermutorama. Casi todo el que tiene algo que decir está en el MAF.

Vigar ha explicado que el Festival mantiene su interés en “reflexionar sobre cómo sentimos la cultura”, explorando los límites de la creación artística “en este momento”. Como ejemplo ha citado las intervenciones que realizarán los artistas Emmanuel Lafont y Darko sobre la Colección del Museo Ruso y el Centro Pompidou, respectivamente. Se trata, ha dicho el director del festival, de “encontrarnos con lo que somos, o con lo que pueda ser el futuro de la cultura en una ciudad como Málaga”.

Chavela Vargas, vista por Martirio

En los últimos años, el MAF viene planteando un conjunto de actividades en torno a efemérides señaladas, que suma a las propuestas de cualquiera que tenga un proyecto artístico y creativo con la suficiente ambición y originalidad. En 2019, los ejes del MAF serán tres. En primer lugar, las actividades en torno al centenario del nacimiento de Chavela Vargas, cuya vinculación con el cine es de sobra conocida. Habrá estrenos, una exposición colectiva y una charla en torno a su figura entre Martirio y el periodista Juanjo Téllez.

Otro eje será Blade Runner, porque 2019 es el año en el que Ridley Scott sitúa su película (no así Phillip K. Dick, que situó en 1992 ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas, la novela que inspira la película). El objetivo de este ciclo transversal es reflexionar dónde estamos: ¿es este un mundo parecido a cómo nos lo enseñó Scott? De la mano de Rosa Montero, Pastora Vega y Salomé Jiménez, se dramatizará Los tiempos del odio; habrá exposiciones y conferencias; el espectáculo Advocanciones v. Nosotras las replicantes se basará en los personajes de Rachel y Pris; y, por supuesto, se proyectará la película, a la que seguirá un coloquio a cargo de Encuentros con la Ciencia.

El último será el feminismo, un eje transversal del festival. En esta ocasión, se proyectará El proxeneta, de Mabel Lozano y se programará el III Ciclo Clásicas y Modernas, en el Museo Carmen Thyssen.

Homenajes a Ceesepe, Antonio Vega y la SICAB

Fuera de estos ejes temáticos, destacan también sendos homenajes a iconos de la Movida, como son Ceesepe, fallecido el año pasado, con un coloquio entre Kiko Veneno, Alberto García Alix y Ouka Leele, y Antonio Vega, de cuya muerte se cumplen diez años.

También se cumplen cincuenta años del nacimiento de la Semana de Cine de Autor de Benalmádena (SICAB), un evento que fue “fundamental para el encuentro de la Costa del Sol con el cine más comprometido, y por tanto con la libertad”, en palabras de Juan Antonio Vigar. La Sociedad Económica de Amigos del País ha programado una muestra conmemorativa, en Cine Albéniz programará tres películas de Julio Diamante, auténtico alma máter de la SICAB.

Proyecciones en parques, conciertos (de Soledad Vélez, Second o Javier Ojeda) y actividades de todo tipo, hasta 152 en 71 espacios diferentes, dan forma a la avanzadilla del festival de cine, tan nutrida que Vigar cerró su presentación leyendo los folios de agradecimiento a los participantes: ocho folios. “Y si me dejo a alguien, por favor me disculpáis”.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *