redaccion
Redacción filmAnd

El director de cine Álex de la Iglesia está siendo el protagonista de una de las jornadas más intensas del Festival Internacional de Cine de Almería, FICAL 2017. El cineasta ha ofrecido una rueda de prensa en el Palacio Provincial de la Diputación de Almería como antesala a la recepción del Premio-Homenaje ‘Almería, Tierra de Cine’ y del descubrimiento de su estrella en el Paseo de la Fama de la Ciudad de Almería. Acompañado por el presidente de Diputación, Gabriel Amat; el alcalde, Ramón Fernández-Pacheco Monterreal, el director de FICAL, Enrique Iznaola, el diputado de Cultura, Antonio J. Rodriguez, y el concejal de Cultura, Carlos Sánchez; Álex de la Iglesia ha elogiado Almería y ha definido a la provincia “como un auténtico plató de cine”: “Almería es uno de los mejores lugares del mundo para rodar. Aquí hay de todo, verde, desierto, cascadas y cualquier tipo de geografía muy cercana que facilita mucho la producción audiovisual”.

El director que reinventó el género western y lo homenajeó a través de 800 Balas ha destacado que es un ejemplo por “el cariño, las ganas y el reconocimiento de un pasado mítico cinematográfico” y ha asegurado que si en España se siguiera su estela: “valoraríamos mucho más el esfuerzo de personas como Sancho Gracia”.

Por otro lado, ha asegurado que Almería era conocida como la tierra prometida y ha asegurado que ha sido el centro de una conversación con uno de los grandes directores e icono del cine norteamericano: “Yo conozco a Steven Spielberg por Almería. Ya sabéis que ha rodado mucho aquí, tuve la suerte de hacerle un pase de 800 Balas. Él me la pidió. Estuvimos con él y conocía perfectamente Almería, la ciudad, dónde se comía mejor. Era un auténtico fanático de Almería y de esta zona del sur”, ha asegurado.

De la Iglesia se ha mostrado emocionado por poder volver al mismo espacio en el que, en el año 2002, presentó el homenaje que realizó a todos esos profesionales del cine y especialistas que trabajaban y vivían del cine en la época dorada del Western con sello almeriense.

El presidente de Diputación ha resaltado que es un orgullo para la provincia poder recibir a Álex de la Iglesia y homenajearle en el marco del Festival Internacional de Cine de Almería. “Su película 800 Balas fue un homenaje a nuestra tierra, un homenaje a una forma de trabajar y nosotros queremos premiarle porque su película fue uno de los impulsos que ayudó a que Almería vuelva a ser Tierra de Cine”.

Por otro lado, Amat ha invitado a De la Iglesia a redescubrir una provincia de Almería que el propio director ha reconocido como uno de los mejores platós de cine que existen en el mundo para poder rodar: “Almería tenemos los mejores paisajes para acoger rodajes. Lo único que perseguimos es que los directores de cine se acuerden de nosotros porque las administraciones vamos a estar a su lado para impulsar la industria del cine”.

 

Álex de la Iglesia posa sobre su estrella en el Paseo de la Fama de Almería.

 

Un nuevo lucero para el Paseo de la Fama

Alex de la Iglesia ha descubierto también su Estrella en el Paseo de la Fama, rodeado del cariño de los almerienses, que le han arropado, aplaudido, solicitado mil y una fotos, así como numerosos autógrafos. Una emocionante ceremonia que el propio cineasta ha querido convertir en “un homenaje al cine hecho aquí. Esta estrella debe servir para recordar el pasado del cine en Almeria. Aquí se han rodado películas que han cambiado la historia del cine. Deberíamos contárselo a todo el mundo”.

Presentado por el actor Manuel Tallafé, el cineasta ha recorrido la alfombra roja para, delante de su público, descubrir su estrella, la decimoquinta de este Paseo de la Fama, y se suma a una lista de la que forman parte Eduardo Fajardo, Omar Sharif, Ridley Scott, Denis O’Dell, Max van Sydow, Arnold Schwarzenegger, Joseph Fiennes, Kevin Reynolds, Terry Gilliam, Patrick Wayne, Angela Molina y Catherine Deneuve, José Coronado y Brian de Palma. “Estoy apabullado pues en este Paseo está lo mejor del cine norteamericano y europeo”, confesó Alex de la Iglexia.

El cineasta, al que se le veía feliz, y que no paraba de saludar al numeroso público, ha asegurado que “en Almería han estado los mitos del imaginario del cine americano, en unas películas hechas por técnicos españoles y almerienses, que desde aquí trabajaban para las más grandes productoras internacionales. Es emocionante ver el cine gracias al recuerdo que tienen estos técnicos, y comprobar que vosotros amáis el cine y que lo consideráis parte de vuestro corazón y recuerdos. El cine ha hecho que esta ciudad sea lo que es en el mundo”.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *